bar04
Nuestra Empresa
ENFERMEDAD DE MEMBRANA HIALINA Volver a patologias

Objetivos:

  • Proporcionar medidas para aliviar la dificultad respiratoria.
  • Satisfacer las demandas metabólicas del paciente para evitar la hipovolemia.
  • Ventilar al lactante con eficacia para evitar las complicaciones.
  • Conservar la temperatura del niño entre 36. y 36.5 grados centígrados para reducir al mínimo el consumo de oxígeno.

Diagnóstico:

  • Hipoxia, acidosis, atelectasia e insuficiencia del intercambio oxígeno-dióxido de carbono relacionado con la falta de agente tensoactivo y a la inmadurez de los pulmones.
  • Alto riesgo de hipovolemia relacionado con altas demandas metabólicas del paciente.
  • Posibles complicaciones respiratorias relacionadas con la ventilación mecánica.
  • Termorregulación ineficaz relacionada con el elevado cociente superficie corporal / peso; inmadurez de la regulación térmica o prematuridad.

Actividades:

  • Tener a disposición el equipo de urgencias para usarlo en caso de paro cardiaco o respiratorio.
  • Establecer medidas para vigilar el ECG y la frecuencia respiratoria.
  • Colocar al niño en un medio rico en oxígeno.
  • Vigilar los gases sanguíneos cuando sea apropiado.
  • Valorar si hay mejoría del color, la frecuencia y el modelo respiratorio y del aleteo nasal.
  • Observar signos de apnea.
  • Colocar al niño en posición que permita la máxima expansión pulmonar.
  • Aspirar cuando se necesite: el reflejo nauseoso es débil y la tos ineficaz.
  • Administrar líquidos intravenosos según prescripción médica
  • Vigilar que no haya hemorragia en la arteria umbilical.
  • Anotar la cantidad de sangre extraída para análisis de laboratorio (los lactantes pequeños pueden presentar anemia por la extracción de grandes cantidades de sangre para muestras).
  • Preparar y administrar los medicamentos prescritos.
  • Llevar un control estricto de líquidos administrados y eliminados.
  • Usar las presiones Fio2 más bajas posibles y una frecuencia cíclica para eliminar la toxicidad del oxígeno y reducir al mínimo el traumatismo mecánico, disminuyendo así las complicaciones del tratamiento.
  • Presión positiva al final de la espiración (PEEP).
  • Presión positiva continua de las vías respiratorias (CPAP).
  • Respiración con presión positiva o negativa.
  • Máscara facial o bolsa.
  • Ajustar el calor radiante según se requiera.
  • Cuando el niño pesa menos de 1250g, el calor radiante debe usarse con cautela, debido al incremento en la pérdida de agua y la posibilidad de hiperglucemia.
  • Evitar la abertura frecuente de la incubadora.
  • Verificar que el oxígeno se encuentre a 32- 34 grados centígrados de temperatura y 60 a 80% de humedad.

Resultados:

  • El niño logra oxigenación adecuada, según puede juzgarse por los estudios de gases sanguíneos y la estabilidad de la función respiratoria.
  • El niño no presenta signos de hipovolemia.
  • El niño logra oxigenación adecuada, según puede juzgarse por los estudios de gases sanguíneos y la estabilidad de la función respiratoria.
  • Conserva la temperatura corporal adecuada.
Nuestras Auxiliares
Servicio Integral
Supervicion de Servicios
Planes de Arencion
 
 
   
© Nursing Services Ltda. Carrera 67 A # 44-28 Bogotá, Colombia
Tels:(+57) (1) 2228053 - (+57) 3175180038- 3506190867 - 35061158601
Powered by:
retina